ISSTH Capítulo 6: El encanto del espejo de cobre.

Anterior     Indice     Siguiente

Capítulo 6: El encanto del espejo de cobre

(la imagen del espejo de cobre es de la mercancia oficial de la serie)

*(Ver notas al final)

La hermana mayor Xu era bastante conocida en la Secta Apoyo, de hecho se podría decir que todos la conocían, debido a que, de momento, la Secta Apoyo solo tenía dos discípulos en el círculo interior.

Aparte de la hermana mayor Xu, el otro discípulo era el hombre que estaba de pie al lado de Shangguan Xiu.

El que la hermana mayor Xu le prestara su cueva de inmortal, tuvo un efecto atemorizador en todos, lo cual le permitió a Meng Hao marcharse de la plaza con la piedra espiritual y las píldoras de condensación espiritual. Todos lo observaron mientras se marchaba.

Mientras caminaba hacia ala distancia, con su espalda empapada de sudor, sintió las miradas detrás suyo como espadas invisibles que se disiparon en lo que él se alejó caminando

En el tiempo que lleva tres varitas de incienso para quemar, Meng Hao caminó sin parar. No regresó a su habitación en la secta exterior, sino que se dirigió hacia la montaña sur, siguiendo la dirección en la hoja de jade blanco que la hermana mayor Xu le había dado. Al pie de la montaña, se encontró la cueva de inmortal*.

Fuera de la cueva, dos grandes losas de piedra se elevaban paralelas a la cara de la montaña. Todo estaba cubierto con ramas verdes y enredaderas; tenía la apariencia de ser un lugar completamente fuera de común, muy diferente de las dos viviendas anteriores de Meng Hao.

El entorno aquí era silencioso y exuberante. No lejos de allí, un manantial de montaña fluía hacia abajo, y el viento se llevaba el calor, reemplazándolo con el fresco aire frio.

Meng Hao se paró frente a la boca de la cueva de inmortal, luciendo completamente contento. Ahora realmente entendió lo precioso que una cueva como esta podía ser, claramente mucho más que cualquier otro lugar de residencia. No es extraño que todos los demás discípulos de la secta exterior parecían tan celosos y envidiosos cuando la hermana mayor cuando Xu se la prestó

“Este es un lugar para los inmortales”, dijo Meng Hao. Hizo un gesto con la mano derecha, y el trozo de jade blanco voló en dirección a la puerta de piedra verde de la cueva y se adhirió en la superficie. Un sonido de zumbido llenó el aire mientras la puerta se abrió lentamente.

La cueva del inmortal no era muy grande, y sólo tenía dos habitaciones. Una de ellas era para practicar la cultivación y la otra estaba sellada con una puerta de piedra. Meng Hao entró, y la entrada de piedra verde se cerró lentamente detrás de él. Cuando se selló, la pieza de jade blanco voló y calló en la mano de Meng Hao. Acto seguido, un suave brillo comenzó a emanar desde el techo de piedra escarpada.

Cuanto más miraba a su alrededor, más satisfecho se sentía. Por último, su mirada se posó sobre la puerta de piedra sellada. Murmurando para sí mismo, colocó la pieza de jade sobre ella, y la puerta se abrió lentamente, en ese momento emanó un olor de energía espiritual espesa. Meng Hao miro dentro de la sala de piedra, los ojos muy abiertos por la sorpresa.

“La cueva de inmortal de la hermana Xu, este… este regalo es demasiado valioso.” le tomó un tiempo el  recuperar la compostura. Se quedó mirando fijamente algo que parecía ser la boca de un manantial dentro de la sala de piedra. De ella brotaba energía espiritual pura, multicolor y brillante, la cual se arremolinaba mientras ascendía en el aire. ¿Quién sabe cuánto tiempo había estado acumulándose en la sala de piedra? Tan pronto como la puerta se había abierto empezó a filtrarse afuera, su aroma resultaba dulce en la nariz y la boca. El solo percibir un rastro del olor podía llenarte de energía.

“Así que es un manantial espiritual”, Meng Hao murmuró. Era otra cosa que, aunque nunca había visto antes, si lo había leído en el Manual de condensación de Qi. Algunas fuentes de manantial en el mundo eran de manantiales espirituales, los cuales no tenían agua. En su lugar fluía energía espiritual. No existían muchos de estos, y teniendo en cuenta lo preciado era la energía espiritual que emitían, la mayoría estaban ocupados por cultivadores.

El manantial espiritual era relativamente pequeño. Cuando toda su energía espiritual hubo salido, esta solo era ligeramente más densa que en el exterior. Para cualquier persona por encima del tercer nivel de condensación Qi no le sería muy útil. Después de todo, luego del tercer nivel de Qi, la energía espiritual necesaria era demasiada; por lo tanto, sólo sería moderadamente útil.

A pesar de esto, en lo que se refiere a Meng Hao, este regalo era incomparablemente valioso, incluso mucho más que una píldora de espíritu seco. Con este descubrimiento, Meng Hao casi se volvió loco de alegría.

Sin tiempo para pensar, se sentó con las piernas cruzadas, cerró los ojos, y comenzó sus ejercicios de respiración. Después de unas horas, la mayor parte de la energía espiritual que se había acumulado en la habitación, había desaparecido. Meng Hao abrió los ojos, los cuales destellaron brillantemente.

“Estas pocas horas de meditación aquí equivalen a un mes de cultivo en el exterior. La acumulación de esta cantidad de energía espiritual tomó bastante tiempo para reunirse, y probablemente no será así de nuevo. Aun así, practicando la cultivación aquí, alcanzaré una velocidad que es imposible en el exterior.” Suspiró. Mirando a su alrededor, se dio cuenta de que las paredes estaban cubiertas con marcas extrañas que no entendía.

“El manantial espiritual puede acumular tanta energía espiritual a causa de estas marcas. La hermana mayor Xu debe haber utilizado este método para acumular la energía para luego absorberla toda de una sola vez.” Meng Hao se quedó pensando durante otro rato, luego tomo una inspiración. De nuevo se sentó y comenzó a hacer ejercicios de respiración.

La noche pasó rápidamente, y cuando el sol salió a la mañana siguiente, Meng Hao abrió los ojos. La energía espiritual en la sala de piedra era muy débil. Pero el manantial espiritual todavía estaba allí. Después de que un cierto período de tiempo hubiese pasado, la energía espiritual seguramente se concentraría de nuevo.

Meng Hao se tomó un momento para sentir su nivel de cultivación. Parecía que había hecho un avance digno de casi dos meses.

“Si puedo practicar la cultivación de esta manera unas cuantas veces más, ¡debería ser capaz de superar el primer nivel de condensación de Qi y entrar en el segundo!” Contuvo el aliento, excitado. Tenía muchas ganas de superar primer nivel, porque sólo al alcanzar el segundo nivel de condensación de Qi podría uno desbloquear la primera Habilidad inmortal en el Manual de condensación de Qi.

Pensando en las Habilidades de inmortal, Meng Hao salió de la habitación de piedra, cerrando la puerta de piedra como si fuera algún tipo de joya o tesoro. Se decidió utilizar el método de la hermana mayor Xu. No montaría guardia junto al manantial espiritual; Se limitaría a esperar que pasara algún tiempo, a lego, volvería a recoger la energía espiritual.

Sentado allí, en la cueva de inmortal, Meng Hao se frotó el estómago. Pensando en los últimos días, y mirando hacia abajo a su vientre delgado, se dio cuenta de que no había comido animales salvajes recientemente. Ni siquiera frutas silvestres.

Después de convertirse en un discípulo de la secta exterior, pensó para sí mismo, que no había estado comiendo tanto como cuando era un sirviente. Mientras que se tuvieran suficientes piedras espirituales, podrías llevarlas al taller de píldoras de cultivo de la secta para cambiarlas por las píldoras de ayuno o píldoras de control del apetito. Se decía que una gota de esa píldora evitaría el hambre durante días. Sin ellas, las personas tendrían que gastar tiempo en preocuparse por encontrar comida.

Después de pensarlo por un tiempo, Meng Hao decidió salir por un rato. El viento fresco sopló mientras pasaba por su lado, en dirección a la selva circundante. Mientras caminaba, sacó el espejo de cobre de la bolsa de contención, tal como se había convertido en costumbre.

Para entonces, estaba totalmente convencido de que el hermano en el Pabellón del Tesoro lo había engañado. No había nada, en lo absoluto, inusual acerca de este espejo. En más de medio mes de estudio, no había descubierto lo más mínimo de peculiar en él.

“Por desgracia, sólo tengo la mitad de una piedra Espíritu en mi bolsa de contención. Apuesto a que voy a necesitarla para sobornarlo para que me lo cambie”. Metió su mano en la bolsa para sacar la Piedra espíritu sintiéndose un poco desanimado.

De repente se quedó congelado, levanto la cabeza cuando notó en la selva un destello de color en la distancia. No se estaba moviendo muy rápido. Los ojos de Meng Hao brillaron. En base a su experiencia en los últimos meses capturando pollos silvestres, sabía exactamente lo que era. Pollo silvestre

Sin tiempo para pensar en meter el espejo de cobre y la piedra espíritu en la bolsa de contención, se las metió en un bolsillo y dio un salto hacia adelante. Desde que la energía espiritual había aparecido en su cuerpo, Meng Hao dio cuenta de que era mucho más ágil que antes, a pesar de ser aún un tanto frágil, ahora podía salir disparado con fuerza explosiva.

Especialmente por esos días, después de alcanzar el primer nivel de condensación Qi, un salto como el que acababa de hacer lo impulsó hacia adelante muy rápidamente. En el tiempo de unas diez respiraciones, fue capaz de agarrar al alarmado pollo salvaje. Lo agarro, juntándole las alas para que no pudiera moverse.

“Me pregunto cómo la estará pasando el viejo buen gordinflón” dijo, pensando en el gordo adolescente mientras levantaba el pollo. Tal vez iría a buscarlo y compartiría una comida de animales silvestres. Tan pronto se dio la vuelta, sintió repentinamente que algo dentro de su bata se hacía más caliente.

Momentos después, el pollo que previamente estaba tranquilo en su mano, comenzó a luchar violentamente mientras emitía graznidos y ruidos miserables. Se movía sacudiéndose con tal energía que Meng Hao casi no podía mantenerlo agarrado.

El pollo silvestre luchó incluso más ferozmente, graznando con estridencia incomparable. Entonces, un sonido de explosión se escuchó proveniente de su trasero, el cual, luego, explotó repentinamente, enviando sangre y vísceras volando en todas las direcciones.

Todo ocurrió tan de repente. Meng Hao se quedó boquiabierto. Desde su llegada a la montaña, había cogido un buen número de pollos silvestres. Pero esta era la primera vez que había visto algo como esto. Miró hacia abajo, paralizado, al pollo muerto y a su trasero explotado. Luego miró a su alrededor. Todo estaba quieto y en silencio. Ni siquiera una sombra se movía.

“¿Qué ha pasado?” Meng Hao se estremeció. La muerte del pollo silvestre había sido bastante miserable. Debe de haber experimentado un dolor increíble por la explosión de su trasero

Meng Hao tomó una inspiro profundamente, suprimiendo la ansiedad que sentía. La muerte del pollo  salvaje había sido demasiado extraña y horrible. Sentía como si un viento frío soplara por su espalda.

“Algo no está bien”, dijo Meng Hao. Arrojó lejos del pollo muerto, y luego sacó el espejo y la Piedra Espíritu. Se acordó de que justo antes de lo extraño había sucedido con el pollo, algo en su túnica había comenzado a calentarse.

“Podría ser la piedra espíritu…” Entonces sus ojos se posaron sobre el espejo de cobre. Su corazón comenzó a latir más rápido y un potente resplandor brilló en sus ojos.

“No me diga…” La mano que sostenía el espejo comenzó a temblar. No tenía tiempo para ir a comer con el adolescente gordinflón. Agarrando el espejo, corrió tan rápido como le fue posible dentro de la selva, tratando de encontrar otro animal salvaje. Necesitaba saber si el asesino del pollo silvestre era realmente el espejo.

No necesitó correr por mucho tiempo antes de que un ciervo salvaje apareciera justo en frente de él. El ciervo se quedó allí, mirándolo estúpidamente, luego con rabia. Meng Hao inmediatamente destelló el espejo, apuntándolo en su dirección.

La expresión del ciervo cambió inmediatamente. Dio un salto intentando huir, chillando estrepitosamente, de una manera desgarradora, difícil de describir. Cualquier persona que lo escuchara sólo podría imaginar cuan miserable debía ser esta criatura.

Meng Hao podía ver claramente el flanco del animal, una vez que saltó en el aire. Antes de que pudiera aterrizar, su trasero estalló con un ¡bang!, su cuerpo convulsionando mientras caía.

Mirando al ciervo muerto, luego nuevamente al espejo, una mirada de emoción sin precedentes apareció en el rostro de Meng Hao.

“¡Qué tesoro! ¡¡Un verdadero tesoro!!

“Es tan extraño. Un tesoro que explota los traseros de los animales salvajes… “Aunque no lo entendía completamente, aun así estaba muy excitado. Independientemente de por qué el tesoro hizo esto, tenía un deseo intenso por  ir a probarlo en algunos animales más

Anterior     Indice     Siguiente



Notas al final

  • Cueva de inmortal

Cueva en donde los inmortales cultivan a puerta cerrada, normalmente escogen un sitio con mucha energía espiritual para su construcción

Anuncios

2 pensamientos en “ISSTH Capítulo 6: El encanto del espejo de cobre.

  1. Pingback: ISSTH Cápitulo 7: Necesito piedras Espirituales – Immortal Ryu

  2. Pingback: ISSTH Cápitulo 5: Este chico no está mal – Immortal Ryu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s