ISSTH Capítulo 7: Necesito piedras Espirituales

issth-menghao1

Anterior     Indice     Siguiente

 

Capítulo 7: Necesito pierdas espirituales

*(Ver notas al final)

 

A medida que caminaba, se emocionaba más y más. El camino se recorrió estaba lleno de sangre y gore*…

La sangre y despojos de decenas de animales salvajes, cuyos traseros habían explotado violentamente.

“¡Bang!” otro animal peludo delante de él gritó con voz aguda en tanto un ataque invisible golpeó su extremo posterior, tres veces, hasta que explotó, enviando una nube de sangre pulverizada en el aire.

“¡Boom!” Un cóndor gigante en búsqueda de alimento, sin siquiera aterrizar en el suelo, chilló miserablemente, como si estuviera viviendo una pesadilla. Entonces su trasero explotó.

“Bang, boom.” Eso era un tigre feroz, del tamaño de un humano que había estado a punto de saltar sobre Meng Hao. En el aire emitió un rugido aterrador que se transformó en un chillido horrible, con lo cual su trasero se abrió de golpe, dispersando Gore y sangre por todas partes. Tal vez porque tenía tanto pelo, en realidad explotó cinco veces seguidas.

“¡Que tesoro! ¡Que poderoso tesoro!”. Antes de darse cuenta, el crepúsculo había descendido, y la expresión de Meng Hao no podía ser de más emoción. Miró hacia abajo al espejo de cobre. A lo largo del día, había explotado los extremos posteriores de más de cien animales.

Afortunadamente, él estaba afuera en las multitudinarias montañas salvajes, de lo contrario el hedor a sangre y muerte*  sería abrumador.

“Sin embargo el espejo no es completamente efectivo. Cuando lo probé con esa pitón, y el pescado, no hizo nada en absoluto. Parece que no funciona en animales con escamas. Pero aun así es impresionante.” Lo había probado en muchas formas y había descubierto que no funcionó cuando estaba dentro de la bolsa de contención. Sólo funcionaba cuando él lo sostuvo. También pudo sentir una extraña sensación en el espejo, como de  excitación, cuando estaba en funcionamiento, explotando los extremos posteriores de los animales salvajes. También parecía que la corrosión empezara a desvanecerse, como si hubiera estado escondido por años y finalmente fue capaz de estirar sus piernas.

Al anochecer, Meng Hao se encontraba a cierta distancia en las montañas salvajes. El viento nocturno sopló y él tomó una emocionada respiración profunda. Justo se estaba alistando para regresar a la cueva de inmortal; después de todo, esas montañas estaban llenas de animales salvajes. Meng Hao incluso había oído que las bestias demoníacas que practican el cultivo vivían allí. A pesar de su entusiasmo, también sabía que podía ser peligroso.

Había llegado a ese lugar durante la búsqueda de animales salvajes, por lo que el transcurso de ida había sido lento. Pero en el camino de vuelta, él podía ir mucho más rápido. Meng Hao aceleró a través de las montañas boscosas, y en poco tiempo una luna brillante colgaba alto en el cielo. Pronto, pudo ver que sólo habían tres montañas en entre él y la cueva de inmortal. De repente, sintió un viento caliente en su cara, acompañado de un olor acre. Se detuvo; su corazón latiendo, y luego retrocedió unos pasos.

¡Rugido!

Tan pronto como dio un paso atrás, el aire a su alrededor se sacudió con un poderoso rugido, y una vez más el viento caliente de olor acre barrió sobre él. Allí, delante de él, estaba una criatura simiesca aproximadamente del tamaño de un ser humano. Sus ojos rojos irradiaban crueldad, y todo su cuerpo estaba cubierto de pelaje espeso y exuberante.

La feroz bestia dio Meng Hao una mirada sanguinaria. La expresión de Meng Hao cambió mientras regresaba la mirada a la criatura. Su mente daba vueltas, como si estuviera a punto de perder la cabeza por la mirada de la criatura. Podía sentir la base de cultivo de la criatura fluctuando.

“¡Segundo nivel de condensación de Qi!” Meng Hao dio otro paso atrás, su expresión horrorizada. Esto no era un animal salvaje; era una bestia demoníaca. Debe haber sido atraído por la peste de la sangre de todos los animales masacrados.

No había tiempo para que él pensara. La bestia demoníaca simiesca de largo pelaje saltó en el aire,  repentinamente todo su cuerpo estaba cubierto de fuego, un fuego que no chamuscaba su pelaje en lo más mínimo. Salió disparada hacia Meng Hao.

En esta coyuntura crítica, la expresión de Meng Hao cambió. No estaba seguro de si el espejo de cobre sería eficaz contra la bestia demoníaca, pero no había tiempo para consideraciones. Incluso, mientras saltaba en el aire, se agachó a un lado, sacó el espejo, y lo enfocó hacia la bestia demoníaca.

Entonces, un miserable llenó el aire. A media altura, un géiser de sangre salió disparado del trasero de la bestia demoníaca. Su rostro se retorció con horror, sus ojos ya no estaban llenos de crueldad, sino más bien de confusión. Era como si en toda la vida del animal, nunca hubiese experimentado algo tan doloroso…. Pero, no huyó. Momentos después, más sangre explotó.

Ahora la confusión en su expresión se convirtió en completo asombro. Contempló con horror el espejo sostenido en las manos del joven parado delante de él. Giró cubriendo su extremo posterior con sus garras; el fuego se apagó, e intentó huir, pero antes de que pudiera recorrer más de un puñado de metros, su trasero explotó de nuevo, esta vez, cinco explosiones en sucesión. Sus gritos resonaban en lo que recorrió unos treinta metros más. Meng Hao sintió el espejo de cobre temblar, como emocionado. Una poderosa explosión resonó, disparada directamente hacia la parte trasera de la bestia demoníaca.

Un grito incomprensible resonó por las montañas salvajes mientras la mitad del cuerpo de la bestia demoníaca explotó. Una nube de sangre y vísceras salió disparada, luego descendió lentamente al suelo. Confusión llenando su cara, mientras tomaba sus últimos alientos, luego murió.

Todo había sucedido tan rápido. Todo el tiempo, Meng Hao  solo se quedó allí boquiabierto. Por último,  tomó un respiro, y luego bajó la mirada hacia el espejo, jadeando.

“Incluso las bestias demoníacas no pueden evitar que sus extremos posteriores exploten. Este espejo…” En su excitación, Meng Hao sintió aún más impresión*. Lo guardo, luego se volvió hacia el cadáver de la bestia demoníaca, su corazón acelerado.

“El Manual de condensación de Qi tiene una introducción a las bestias demoníacas. Dice que tienen un núcleo demoníaco dentro de sus cuerpos, el cual contiene energía espiritual. Yo debería ser capaz de simplemente comerlo.” Caminó rápidamente hasta el cadáver; efectivamente, en el abdomen de la criatura encontró un núcleo demoníaco prístino, aproximadamente del tamaño de una uña, el cual emitía un delicado, fragante, aroma, que lo dejó sintiéndose muy cómodo.

Habiendo recuperado el núcleo demoníaco, Meng Hao apresuro su viaje. Por desgracia, las criaturas demoníacas no eran muy comunes por esos partes. No vio ninguna más en su camino de regreso a la cueva de inmortal, se sintió un poco decepcionado.

Para el momento que regresó, estaba bien entrada la noche. Se sentó con las piernas cruzadas y miró al núcleo demoníaco y al espejo de cobre, sus ojos brillando.

“Sólo puedo comer el núcleo demoníaco, pero todavía tengo la píldora de condensación de espíritu que distribuyo la Secta. Voy a tomar esa en primer lugar, a continuación, tomaré el núcleo demoníaco.” Con su decisión tomada, Meng Hao puso el núcleo demoníaco y el espejo de cobre junto a él, así como la Piedra Espiritual. Tener la Piedra Espíritu a su lado le permitiría absorber un poco más energía espiritual.

A continuación, tomó la píldora de condensación de espíritu y la tragó. Tan pronto como entró en su cuerpo, hebras de energía espiritual comenzaron a extenderse lentamente. Meng Hao giró su base de cultivo, absorbiendo rápidamente el poder de la píldora medicinal.

Cuando abrió los ojos una hora más tarde, estos brillaban intensamente, tomar esta píldora era sin lugar a dudas mucho más rápido que en realidad practicar el cultivo, pensó para sí mismo. Por desgracia, la píldora de condensación de  espíritu sencillamente no tiene la energía suficiente. No había nada que pudiera hacer al respecto, sin embargo. Su mirada se desvió a un lado y cogió el núcleo demoníaco y lo metió en su boca.

Tan pronto como el núcleo entró en su cuerpo, energía espiritual que sobrepasaba por mucho a la de la píldora de condensación de espíritu, se vertió en él. Era casi demasiada como para absorberla. Hizo girar rápidamente su base de cultivo y vertió la energía en ella, su cuerpo empezó a temblar, y hebras de suciedad fueron expulsados de sus poros. Ocho o diez horas más tarde, su cabeza zumbaba, y se sentía como si su cuerpo empezaría a flotar. Ahora, no había ni una hebra de energía espiritual dentro de él. La hebra se había fundido para formar una corriente. (Como una corriente de agua)

“La energía espiritual como una corriente, el cuerpo elimina la suciedad mortal, esto… No me digas que este es el segundo nivel de condensación de Qi? “Meng Hao abrió los ojos, estos brillaron con una expresión indescriptible. Miró a su cuerpo, a continuación, radio sus sentidos a su interior y se tomó un largo momento para examinarse cuidadosamente. Efectivamente, había atravesado el primer nivel de condensación de Qi hasta el segundo.

“Realmente los núcleos demoníacos son increíblemente eficaces.” Los ojos de Meng Hao brillaron. Se puso de pie y caminó alrededor de la cueva de inmortal, disfrutando de la sensación de la corriente de energía espiritual similar que circulaba a través de su cuerpo. Estaba increíblemente feliz.

“Ahora soy un inmortal en el segundo nivel de condensación de Qi!

“Lástima que los núcleos demoníacas son tan raros. De lo contrario, yo sería capaz de practicar la cultivación mucho más rápidamente. Y todo gracias a mi preciado espejo.” Meng Hao miró al espejo.

(Tl Note: “mi precioso” jajaja)

Cuando lo hizo, su cuerpo de repente se estremeció, e inconscientemente se frotó los ojos. Miró aún más de cerca, una expresión de incredulidad lleno su cara.

El espejo de cobre estaba allí igual que antes, pero no había ninguna piedra Espiritual encima de él. En su lugar, ¡había un núcleo demoníaco!

“Esto… esto…” El cerebro de Meng Hao giró, lleno de confusión, se sentía como si hubiera perdido la cabeza. Se quedó en contemplando en silencio al núcleo demoníaco que reposaba encima del espejo de cobre y comenzó a dudar. Había colocado un núcleo demoníaco y una piedra espiritual sobre el espejo. Lo recordaba con claridad, sin embargo, ya había comido el núcleo demoníaco; de repente, ya no estaba tan seguro. ¿Había comido el Núcleo demoníaco? ¿O se había comido la Piedra Espiritual?

“No he podido haber comido la Piedra Espiritual…” Meng Hao balbuceo durante algún tiempo y luego lentamente recogió el núcleo demoníaco, vaciló, y luego lo puso frente de su boca y lo olió. El olor le dio certeza; lo que había comido hace unos momentos era sin duda un núcleo demoníaco.

“¿Qué…? ¿qué está pasando? ¿Hay otro? No me digas que ¿me he equivocado, y la bestia demoníaca en realidad tenía dos núcleos demoníacas?” Meng Hao se sentía aún más confuso. Sacudió su cabeza, obligándose a aclarar sus pensamientos, miró el núcleo demoníaco, luego al espejo de cobre. Su cuerpo empezó a temblar y sus ojos destellaron con un brillo increíble, como si hubiese visto diez mil monedas de oro. Parecía que fuera a dejar caer el núcleo demoníaco en cualquier momento.

“Podría ser… el espejo absorbió la Piedra Espiritual y ¡produjo un segundo núcleo demoníaco!” Su voz tembló. En un principio pensó que la capacidad del espejo para explotar las bestias salvajes ya era lo suficientemente poderoso. Nunca se había imaginado que tendría una habilidad aún más profunda.

Después de un tiempo, se recuperó un poco, aunque su corazón seguía lleno de una multitud de pensamientos; en este momento, no tenía una Piedra Espíritu para probar, por lo que su corazón estaba lleno de ansiedad, estaba lleno de un doloroso deseo de conseguir una para experimentar.

“Piedras Espirituales. ¡Necesito Piedras espirituales!” Sus ojos brillaban como una bestia feroz. En ese momento en sus ojos las piedras espirituales eran más valiosas que el oro. Su deseo de por ellas era incluso más fuerte que su anterior deseo de convertirse en un funcionario.

Las piedras espirituales son indispensables para cultivadores, especialmente para Meng Hao. Cuando uno se preocupa por las ganancias y pérdidas personales, el corazón se llena de nerviosismo y ansiedad. En ese momento, el deseo de Meng Hao por adquirir Piedras espirituales era más fuerte que cualquier cosa que hubiera experimentado jamás.

Por desgracia, la secta Apoyo era una secta pequeña. Aparte del día mensual de distribución de píldoras, casi no había posibilidades de conseguirlas, que no fuera quitándosela a otros.

“Hay un mes hasta el próximo Día de distribución de píldoras.” Meng Hao miró al espejo de cobre, y su expresión se volvió feroz; momentos después, la ferocidad desaparecido, escondida. Por ahora momento su la base de cultivo estaba solamente en el segundo nivel de condensación de Qi. Incluso si quería tomar algo por la fuerza, no estaría a la altura de alguno.

“En el condado de Yunjie, no tenía dinero”, dijo Meng Hao sin poder hacer nada. “Ahora soy un inmortal, y todavía no tengo dinero.” En su mente, ponderó la forma en que podría poner sus manos en más Piedras Espíritu les.

Anterior     Indice     Siguiente


Notas al Final Cap. 7

 

  • Meng Hao sintió aún más impresión*

En ingles el término usado es “Awe” cuya definición es: “un sentimiento de respeto reverencial mezclado con miedo o asombro.” Fuente: websearch

Anuncios

2 pensamientos en “ISSTH Capítulo 7: Necesito piedras Espirituales

  1. Pingback: ISSTH Cápitulo 8: Zhao Wugang – Immortal Ryu

  2. Pingback: ISSTH Cápitulo 6: El encanto del espejo de cobre. – Immortal Ryu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s