ISSTH Capítulo 13: El varonil Cao Yang

Anterior     Indice    Siguiente 

Capítulo 13: El varonil Cao Yang

La hermana mayor Xu era como la piel de un tigre, la cual, al llevarla puesta mientras paseara por la secta exterior, atraería la atención de inmediato. Cuando los discípulos de la secta exterior vieron a la hermana mayor Xu caminando con Meng Hao, expresiones extrañas llenaron sus caras, esto era especialmente así para aquellos que habían comprado las medicinas de Meng Hao ese mismo día por la mañana. El odio floreció, y luego fue contenido.

En cuanto a aquellos con base de cultivo de más alto nivel, no sabían lo que había sucedido en la meseta, pero aún reconocían a Meng Hao, y conjeturaron que él no era alguien con quien se pudiera jugar.

En realidad, Meng Hao no lo sabía, pero se había convertido en la persona más famosa de la secta exterior en los últimos dos meses.

En lo que a él respectaba, lo más importante era sobrevivir cada día, en este momento, era de noche, y no muchos discípulos estaban merodeando, ni siquiera la mitad de ellos vio la escena desenvolverse.

Al darse cuenta de que esta oportunidad no fue fácil de conseguir, y que no debía ser desperdiciada, Meng Hao parloteó algunas de sus mejores palabras de humilde erudito, guio a la taciturna hermana mayor Xu al Taller de fabricación de píldoras, donde el hombre de mediana edad, un tanto nervioso y ansioso, le vendió la totalidad de las varias píldoras de curación a un precio muy bajo. Se necesitarían meses para reponer la cantidad de pastillas que se llevó.

Incluso fueron al pabellón del tesoro. Cuando la hermana mayor Xu miró con ferocidad al hombre de aspecto astuto, su rostro palideció, le deslizó subrepticiamente una piedra Espiritual a Meng Hao y le indicó que podría cambiar el espejo de cobre en cualquier momento, Meng Hao hizo un carraspeo frío, con apariencia de desprecio y le dijo al hombre que hacía mucho tiempo que había perdido el espejo.

El hermano del Pabellón del tesoro se rió con amargura y se disculpó, le dijo que no se preocupara, que el espejo se había perdido en el pasado y siempre era encontrado nuevamente en un periodo de dos o tres años. Al pie de la Montaña Oriental, Meng Hao observó a la hermana mayor Xu caminar a la distancia, rodeada de la luz de la luna, esa fue la primera vez que se dio cuenta de que ella era realmente muy hermosa, como una especie de diosa inmortal.

“Lástima que es tan fría, de lo contrario pensaría en casarme con ella.” Fantaseó sin hacer nada durante un rato, luego tosió en seco un par de veces y se dirigió de nuevo a la cueva de inmortal.

La noche transcurrió sin incidentes, y al día siguiente temprano, cuando aparecieron los primeros rayos del amanecer, Meng Hao energéticamente se dirigió a la meseta.

“estoy tan sólo a una pequeña distancia del tope del tercer nivel de condensación de Qi, es una lástima que no tengo las píldoras medicinales adecuadas, los núcleos demoníacos no son fáciles de conseguir, y tendría que ir a esa montaña negra, lo cual es demasiado peligroso.” mientras caminaba, una idea comenzó a formarse.

“Mi objetivo ahora, es reunir Piedras espirituales, entonces, la próxima vez que pueda conseguir un núcleo demoníaco, podré avanzar a pasos agigantados, si puedo llegar al quinto nivel de condensación de Qi…” Su corazón comenzó a latir con fuerza, y sus ojos brillaron con anticipación.

“Estar en el quinto nivel en la secta exterior te hace una especie de señor, y lo más importante, se puede utilizar la técnica caminar en el viento” Meng Hao pensó en el hermano Wang Tengfei y cómo era capaz de flotar siete pulgadas por encima del suelo, y su corazón latió incluso más rápido.

Pronto, la meseta apareció frente a él, y se apresuró, cada pedacito de él con la apariencia de un humilde erudito, se sentó con las piernas cruzadas sobre la roca.

Pronto, más y más Cultivadores aparecieron, incluyendo algunos que no habían estado presente el día anterior, los sonidos de batalla llenaban el aire, junto con gritos capaces de helar la sangre. Meng Hao escaneó la escena, tratando de ubicar su primer cliente potencial del día, no se dio cuenta de que en otra parte de la zona pública, un hombre estaba abriéndose camino cuidadosamente a través de la multitud.

El Cultivador caminaba lentamente, mirando a todas partes, de repente, su mirada cayó sobre Meng Hao, y su cuerpo tembló. Dejó de caminar.

Este era el primer cliente de Meng Hao del día anterior, había presenciado personalmente a Meng Hao derribar su oponente, y luego actuar tímidamente de nuevo. No esperaba que regresara hoy, sin embargo, allí estaba.

“¿Cómo es que todavía está aquí? ¡Ese estafador! ¡Sus mercancías son simplemente demasiado caras!” El Cultivador sentía tanto odio como miedo, con un suspiro, estaba a punto de irse, cuando de repente sus ojos vieron a un discípulo muy varonil entrar en la zona pública.

“Es Cao Yang… está en la cima del segundo nivel, a un paso del tercero, su primo Lu Hong es el número uno de los discípulos en la zona pública de bajo nivel. Gracias a él, Cao Yang puede intimidar a la gente y usar tácticas despreciables para herir a los demás cuando esta combate, la gente se enoja, pero no dicen nada, si se tratara de cualquier otra persona, la gente se habría aliado contra él hace mucho tiempo. Él no se presentó ayer, así que las cosas transcurrieron relativamente sin problemas, hoy va a ser bueno.” El Cultivador se acercó un poco más, convencido de que Cao Yang terminaría provocando al tipo de la Tienda Taller de Píldoras. Teniendo en cuenta que odiaba a los dos, esperaba con impaciencia su miseria.

Algunos de los combatientes cercanos vieron a Cao Yang, y sus expresiones cambiaron, se hicieron a un lado rápidamente, por temor a incurrir en la ira del discípulo varonil.

Cao Yang resopló con frialdad. Era alto, fuerte y robusto, su fría y dura mirada era intimidante, como si la zona pública de bajo nivel fuese su propio patio trasero. Con excepción de dos o tres personas con las que no quería meterse, miraba con desprecio a todo el mundo, con el ceño fruncido, se preguntó por qué no había visto a su buen amigo Zhao Wugang últimamente, esto le causo mal humor, por lo que se marchó en busca de un novato a quien robarle las píldoras medicinales.

Luego, su mirada cayó sobre Meng Hao, y el gran estandarte que sobresalía a su lado.

Al principio, apenas se había fijado en él, pero entonces vio al cultivador mirando con regodeo en la distancia, y su interés se despertó.

“Ves, ves, rápido,” dijo el cultivador en voz baja, de repente se dio cuenta de que observar la lucha era mucho más interesante que participar en ella.

Tal vez sus murmullos tuvieron algún efecto, porque Cao Yang puso los ojos en blanco y luego se acercó a Meng Hao, las personas se apresuraron a salir de su camino.

Meng Hao sentado en la roca, con apariencia firme como siempre, preparándose para pregonar sus medicamentos, pero cuando vio acercarse a Cao Yang, se dio cuenta de que no podría lograr su objetivo, levantó la cabeza, sintiendo un poco de lástima.

Este hombre no era ajeno a él, era el hombre violento que había visto hacía unos días, Meng Hao se sentó allí, un erudito débil. Con apariencia  tímida y un poco ardiente, dijo:

“Hermano, es nuestro segundo día de negocios, todas las pastillas están en inventario, y cada una es esencial para la batalla, ¿Le gustaría comprar algunas?”

Cao Yang lo miró de arriba a abajo, pero no pudo estimar su base de cultivo. Si el nivel de condensación de Qi de una persona está por debajo del séptimo, entonces, a menos que emitan intencionalmente energía espiritual, su base de cultivo estará inmóvil, y es imposible ver que tan poderosos son, sólo en el séptimo nivel de condensación de Qi la base de cultivo se hace visible a los demás.

Por lo tanto, no tenía manera de saber el nivel de Meng Hao.

“Cuando compro cosas, no es necesario gastar dinero, entrega todas tus píldoras medicinales y Piedras espirituales, si te demoras te romperé el cuello.” Sus ojos brillaron, y su tono era absolutamente contundente y dominante, después de todo, esta era la zona pública de bajo nivel, y todo el mundo allí le veneraba, su primo era Lu Hong. En lo que a él respectaba, Meng Hao no era nadie.

A lo lejos, el primer cliente de Meng Hao observaba los eventos con impaciencia.

“¡Mátalo a golpes, mátalo a golpes!”, dijo en voz baja, incluso él no sabía a qué lado se refería.

“Hermano, los sabios dijeron: no es bueno robar“, dijo Meng Hao con delicadeza. “Mire, vamos a discutir las cosas un poco, estoy llevando un negocio aquí, pero ni siquiera he abierto la tienda todavía. ¿Cómo podría tener Piedras espirituales ya? “

“¿Sabios? en esta meseta, soy el sabio” dijo Cao Yang, sintiendo aún más confianza después de haber oído a Meng Hao hablar. “Si quiero golpearte, ¿quién me detendrá? si quiero cortarte en pedazos, ¿quién se atrevería a proferir incluso un sonido?” suponiendo que Meng Hao estaba asustado, se rió de buena gana y dio un paso hacia adelante, estaba muy cerca, y sus ojos irradiaban insolencia.

“Hermano, no he hecho nada para provocarlo, por otra parte, no estoy en la zona pública, mire, estoy fuera de las fronteras.” poniendo una cara larga, Meng Hao se puso de pie sobre la roca, tratando de hablar razonablemente.

“Realmente puedes hablar mierda”, dijo el varonil Cao Yang con impaciencia. “Si digo que estás dentro, estás dentro.” dio un paso más allá de la bandera, a continuación, estiro la mano en dirección a Meng Hao.

“¡pero que abusador!” Cuando vio el movimiento de la mano del varonil Cao Yang, la apariencia de Meng Hao se alteró, y pareció cambiar en una persona diferente. Mientras Cao Yang se movía hacia adelante, él también lo hizo, y su mano derecha salió disparada.

Una explosión resonó, a continuación, un grito horrible salió de la boca del varonil Cao Yang, seguido de un chorro de sangre, su cuerpo voló retrocediendo cierta distancia, con el rostro lleno de asombro.

Su nivel de cultivo era mayor que la del Cultivador que Meng Hao había golpeado ayer, por lo que no perdió el conocimiento, pero el dolor sacudía su cuerpo, cuando intentaba luchar para mantenerse pie, Meng Hao apareció junto a él y lo pateó brutalmente de regreso al suelo.

“Los sabios dijeron: si se toma las cosas sin pagar se corteja a la muerte.”

“Te lo dije, estoy llevando un negocio, y no he abierto la tienda todavía, no tengo ninguna Piedras espiritual.” Mientras hablaba, continuó pisoteando sin piedad a Cao Yang, estridentes y miserables chillidos del hombre varonil sonaban por toda la meseta, acentuando cada palabra de Meng Hao. Él protegió su cabeza con las manos, mientras rodaba, pronto, huellas cubrieron su túnica verde.

“Te dije que estaba fuera del área pública, no en el interior”, dijo Meng Hao furiosamente, los horribles gritos del hombre varonil comenzaron a debilitarse, y parecía que pronto ni siquiera tendría la energía para gritar en absoluto. Todos los cultivadores observadores parecían contener el aliento, mirando la agresividad de Meng Hao agresivo en toda su furia. Algunos de ellos había estado presente el día anterior, y comenzaron a pensar que habían sido afortunados.

El que entendía mejor las cosas era el primer cliente del día anterior, observando al varonil Cao Yang gritando, y viendo la expresión feroz de Meng Hao mientras saltaba arriba y abajo, comenzó a sudar y temblar de repente, cuanto más lo miraba, más sentía que Meng Hao era verdaderamente aterrador y peligroso.

Al parecer, Cao Yang estaba a punto de perder el conocimiento, la sombra de la muerte parecía flotar sobre él, su visión comenzó a oscurecerse. Entonces, levantó su mano izquierda, temblando, en ella había una piedra espiritual.

“Yo… yo ¡comprare algo de medicina!”, Exclamó, reunió todas sus fuerzas para gritar lo más fuerte posible, aparentemente con miedo a que Meng Hao no lo oyera.

Meng Hao se detuvo, con el pie en el aire, su expresión feroz se desvaneció, sustituida por la del erudito inocente, con una sonrisa simpática tomó la Piedra Espiritual.

“¿Por qué no lo dijo antes?” ayudó a Cao Yang a ponerse de pie, limpiando las huellas polvorientas de su bata.

Su cuerpo varonil temblaba, y se quedó mirando con miedo a Meng Hao, al verlo, Cao Yang solo quería marcharse de inmediato, para alejarse lo más posible del demonio en ropa humana.

Desde de ahora, era igual que el cultivador del día anterior.

“Hermano, mirando su estado actual, creo que una píldora medicinal sólo le ayudará temporalmente.” Agarró a Cao Yang por los hombros, pareció detenerse en consideración por un momento. “usted tiene muchos enemigos, ¿por qué no compra algunas más?”

Anterior     Indice     Siguiente


Anuncios

2 pensamientos en “ISSTH Capítulo 13: El varonil Cao Yang

  1. Pingback: ISSTH Capítulo 14: Amenazas – Immortal Ryu

  2. Pingback: ISSTH Capítulo 12: Hola hermana mayor Xu – Immortal Ryu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s